Amazon lanza "Luxury Stores" para separar la ropa de lujo del resto

Amazon lanza "Luxury Stores" para separar la ropa de lujo del resto

Así como la experiencia de comprar un gadget en Amazon no es una experiencia de lujo, tampoco lo es comprar una ropa de Louis Vuitton por ejemplo.

Eso Amazon lo sabe y por eso, quiere separar una cosa de la otra, creando así un apartado especial para la ropa de colección o ropa lujosa de los productos o servicios comunes. El último intento de Amazon por dar a los clientes una experiencia distinta a los productos de «alta gama».

Hoy la compañía está presentando Luxury Stores, un intento para que las personas que utilizan ropa de alta costura tengan una experiencia distinta, teniendo como primer socio a Oscar de la Renta.

Las tiendas de lujo permitirán a las marcas crear lo que Amazon llama una experiencia de «tienda dentro de una tienda». Eso significa dar a las empresas más control sobre el inventario, la selección y los precios, al tiempo que aprovecha el enorme alcance de Amazon para encontrar clientes. El gigante de la venta al por menor en línea también suministrará a las marcas el equivalente digital de los escaparates de lujo, dándoles la opción de mostrar su ropa en vistas interactivas de 360 grados.

«Esta función interactiva comenzará a implementarse con prendas selectas en el lanzamiento, lo que permitirá a los clientes explorar estilos con detalles de 360 grados para visualizar mejor el ajuste y hacer que las compras para el lujo sean más fáciles y atractivas»

Dijo Amazon en un comunicado de prensa.

La característica se está lanzando con solo Oscar de la Renta, pero otras marcas se unirán en los meses venideros. En realidad navegar por las nuevas tiendas de lujo no será una opción para cualquiera, sin embargo. En línea con el espíritu de lujo, Amazon está introduciendo cierta escasez artificial. Solo se invitará a los miembros seleccionados de Amazon Prime en EE. UU. a navegar por los racks digitales, y Amazon presumiblemente se dirigirá a clientes ricos. (También puede solicitar una invitación.)

En términos más generales, el lanzamiento de Luxury Stores es el último intento de Amazon de irrumpir en la moda de gama alta.

Aunque la compañía ciertamente vende una gran cantidad de ropa (es el mayor vendedor de ropa en los EE.UU.), estos artículos se consideran en su mayoría «moda rápida». El gigante minorista nunca ha logrado atraer o retener marcas de diseño y lujo, que han criticado la experiencia de compra del sitio y la prevalencia de marcas genéricas. Nike, por ejemplo, detuvo todas las ventas directas a través de Amazon en 2019, alegando que quería «relaciones personales más directas» con los clientes de lo que Amazon podía suministrar.

Las tiendas de lujo parecen un intento de abordar esta queja, dando a las marcas más control sobre el aspecto de su pequeño rincón de la plataforma de Amazon. Piense en ello como el equivalente digital de una cuerda de terciopelo rojo, con tiendas de lujo que separan el hoi polloi de la alta costura.

¿Será una compensación que las marcas están dispuestas a hacer? Algunos, sin duda, estarán interesados en cortejar a los 100 millones de clientes Prime de Amazon, especialmente en un momento en que la pandemia ha sofocado la pisada necesaria para sostener muchas tiendas de lujo. El CEO de Oscar de la Renta, Alex Bolen, le dijo a Vogue que tenía sentido llegar a los clientes donde estaban.

«Para mí tener más mindshare con los clientes existentes, además de conseguir nuevos clientes, ese es el nombre del juego. Queremos poder hablar con ella donde quiera que esté cómoda comprando», dijo Bolen, y agrega:

«Esta idea de que no quieres hablar con un cliente donde está pasando mucho tiempo es un error».